miércoles, 2 de septiembre de 2009

Discos que amo y nadie le para bolas: Fight - A Small Deadly Space

era el año 1994, el grunge y el groove metal dominaban el panorama rockero, el death metal y grind core eran aun muy underground y sin mucha difusion y el nu metal aun no habia nacido.
en esos tiempos Pantera convertia en oro todo lo que tocaba y hay que ver la larga lista de bandas, discos y generos a los cuales influencio la banda de Texas. entre ellos estuvo Rob Halford, padre de mucho del estilo (y cliches) del heavy metal durante sus primeros años de vida. de alguna forma Halford se estaba cansando de todo lo que hacia en su banda Judas Priest y por motivos que aun hoy se discuten, se fue de la banda y formo Fight, una agrupacion mas orientada al metal que se hacia en esa epoca, de estetica sencilla, urbana y sin adornos, tuvo en War of Words un debut apabullante, donde aparte de demostrar que su voz daba para mucho mas de lo que hacia en Judas, dejaba ver una vena mas experimental que en su anterior banda.
luego de una gira que los llevo a muchos sitios (menos venezuela como cosa rara) Halford y sus Fight plasmaron su segundo y ultimo trabajo discografico que hacia que esa vena experimental cobrara mas fuerza y protagonismo dando a este trabajo, matices que jamas se le imaginaron a un personaje como Halford.
A Small Deadly Space es un disco en el que el termino "variado" queda corto para describir la amalgama de ritmos que por el transitan. asi el disco comienza con una furiosa "I Am Alive", poseedora de unos riffs mastodonicos y un Halford mas socegado que de costumbre. "Mouthpiece" es un carrusel guitarrero donde aunque la bateria comienza a cobrar mas protagonismo, son esos riffs aparentemente sencillos pero complejos los que mandan, con un Halford cantando en un tono psicotico.
"Blowout in the Radio Room" es una especie de grunge heavy a lo Alice in Chains y es donde comenzamos a ver el tono experimental que impregna al disco. un tema muy ganchero y con bastante tono, con un solo de guitarra mas que destacable, termina con un climax psicodelico digno de un viaje al oirlo.
"Never Again" lleva un poco del sabor sonoro de Judas Priest (sobre todo en las voces) donde un Halford inspiradisimo canta como en sus mejores tiempos, acompañado por un bombardeo de riffs de guitarra a un ritmo enloquecedor. el tono de locura sonora que lleva este track en particular (sobre todo en su parte media y final) la hacen una de las mejores del disco.
"Small Deadly Space" es de entrada la mas "rara" para los fans mas radicales del heavy clasico. con un ritmo mas parecido al hardcore urbano y unas guitarras mas que sonando como guitarras, sonando como a scratches, resumen en sus poco mas de 5 minutos toda la energia que el disco entero tiene para ofrecer.
el disco termina con "In a World of My Own Making" una balada oscura (oscurisima diria yo) con un tono de misterio, donde Halford entona una melodia que habla del escape fisico y mental de alguien para otra persona. dividida en 4 partes, 2 en solo piano y las otras 2 en plan heavy, es otra que hizo que los mas fans de Judas Priest pegaran el grito al cielo en aquella epoca, en particular recuerdo a mi amigo Juan quien decia que Halford en esa cancion cantaba "como ricardo montaner", jejejeje.
fue uno de los primeros cd's originales que tuve y aun hoy lo pongo y su sonido es impecable. aunque lo he puesto literalmente millones de veces, aun no se ha desgastado y espero tenerlo por mucho tiempo mas.
cambio y fuera...

1 comentarios:

the goddamn devi dijo...

vaya vaya...
yo tengo ese disco, es mas yo creo que le hice la reseña hace unos cuantos años, a pesar qeu muchos le han dado hasta por la cedula, a mi me gusta mucho, algo parecido al Jugulator de Judas, nadie le gusta pero a mi me cae bien
saludos chamo

Publicar un comentario

T Facebook Favorites More

 
Powered by Blogger