lunes, 25 de julio de 2011

Pixel Wars: cuando el programador ya no programa...

Cuando leemos eso de que “el mejor currículo es la experiencia” se tiende a reaccionar como si eso fuese una exageración o un invento de la gente para desprestigiar a los estudios, pero basta con que uno entre en pleno campo laboral para darse cuenta de que lejos de ser exagerada dicha afirmación, se queda corta frente a lo que enfrentamos.
El épico día, donde en la cima del Chimborazo, jure ante dios y la patria dedicarme a la informática de lleno, pensé erróneamente que la mayor parte de mi día a día de trabajo lo dedicaría a programar o en todo caso a probar las cosas que hacía en ese tema. Lejos atrás quedaron esas épicas tardes con mi hermano del alma Pacheco, compañero en mi anterior trabajo, donde frente a un pizarrón debatíamos las mil y un formas de cómo hacer que las loqueras que planeábamos funcionaran. Y no es que allí hice solo programar, no, más bien ese fue el comienzo de lo que a continuación describo.
He descubierto que estoy muy lejos de ser plenamente desarrollador web como pensaba era, y ahora me he convertido en psicólogo, mediador, abogado, agente del orden, detective y demás oficios diversos muy ajenos a pensar si ese archivo css esta atachado o no, o si esa función JavaScript está bien y no es lo que está jodiendo el compilado.
No es que no programe ahora, nada que ver, pero programar ocupa menos del 30% de mi quehacer laboral, yéndose mi demás tiempo en leer y traducir incidencias, requerimientos, cambios y demás que cada cliente envía (con prioridad individual para cada uno pero con alta prioridad si se le pregunta a cada uno de ellos), también en hablar y reunirme con esa gente, exponer los porque se están haciendo las cosas de una X, Y, Z ó ∑ manera, tratar de que entiendan que los códigos no pueden hacer que las webs hagan milagros o magia, eso entre otras tareas que han hecho que programar (ese arte de sentarse y abstraerse en un mundo tan geek y solitario que uno no quiere salir de allí) sea un placer cada vez menos frecuente.
Yo la verdad disfruto con cada función que he realizado hasta ahora (desde diseño hasta gerencia y ventas) pero si debo quedarme con una preferiría programar tranquilamente, con música chévere sin tener que oír quejas como que un botón esta corrido 2 pixeles a la derecha.

2 comentarios:

cheap viagra dijo...

Realmente impresionante, seria una tecnolgia demasiado avanzada en la cual creo seriamos totalmente no humanamente utiles

xlpharmacy dijo...

Yo la verdad disfruto con cada función

Publicar un comentario

T Facebook Favorites More

 
Powered by Blogger